Claves del éxito de la Organización del trabajo: Gestión de Procesos

La clave del éxito es gestionar bien tus procesos

Image

En 2013, las 5 mejores empresas a nivel mundial según su cadena de suministro fueron:

Apple
McDonald's
Amazon
Unilever
Intel

Han cambiado en 2020
Saudi Aramco.
Apple Inc.
Microsoft.
Alphabet Inc.
Amazon Inc.
Únicamente se mantienen Apple y Amazon y se unen otras como (6) Facebook, (7) Alibaba Group, (8) Berkshire Hathaway Inc.

La permanencia o aparicición está asociada a conseguir las cadenas de suministro más eficientes del mundo, basándose en la idea de que la gestión de la cadena de suministro hay que buscarla en todas partes, desde la formulación de la estrategia, a la segmentación de productos, el diseño de productos y procesos o hasta la satisfacción del cliente.

“El sistema es que no hay sistema. Esto no significa que no tengamos un proceso. Apple es una empresa muy disciplinada y tenemos grandes procesos. Pero esto no es de lo que se trata. Los procesos te hacen más eficiente. “ Steve Jobs".
La Gestión de procesos no puede perder importancia con el paso del tiempo por que tenemos que tener en cuenta que a medida que las organizaciones crecen, la responsabilidad de los procesos se divide entre muchas funciones.

El riesgo se acentúa en Empresas de Servicios, porque los procesos no son visibles y no fluyen vertical sino horizontalmente. Se generan muchos vacíos y fronteras entre la organización funcional -visión vertical- y la gestión de los procesos -visión transversal -.
En una clara orientación a cliente, debe predominar la visión del proceso sobre la visión de la función.
Ya se enunciaba por Lord Chesterfield (1694-1773) que “Lo que es digno de hacerse, es digno de que se haga bien”, y la gestión de procesos es fundamental para conseguir este principio.
El propósito final de la gestión de un proceso es hacer bien las cosas correctas.

La gestión de procesos nos va a permitir adquirir una visión transversal que clarifica la gestión a la vez que posibilita:
  • Orientar a la Organización hacia sus clientes
  • Identificar la cadena de generación de valor
  • Facilitar la formulación y despliegue de objetivos
  • Conducir el aprendizaje mediante el establecimiento de indicadores

Algunos elementos clave que nos ayudarán cuando tratemos de identificar los procesos de nuestro ámbito de actuación son:
  1. No hay proceso sin un producto/servicio concreto.
  2. No hay producto/servicio sin cliente que lo reciba. “La empresa sin clientes no existe”.
  3. Todo producto/servicio de un proceso es entrada del siguiente proceso.
  4. Todo proceso empieza en un proveedor y termina en un cliente (interno o externo).
  5. Todo proceso debe implicar una transformación que cambia la naturaleza de la entrada y añade valor.

Todo proceso ha de estar orientado a la satisfacción de las necesidades y expectativas de sus clientes internos y externos, y debe permitir establecer los requisitos o criterios válidos que garanticen la satisfacción de dichas necesidades y expectativas.

En Apple se adoptó una clara visión de proceso. Jobs entendió que la transformación del micropocesador no podía ser aislada de la experiencia de compra de productos y en sus tiendas tenía que estar relacionado. Apple aumentó su integración interna estableciendo objetivos comunes a través de las unidades de negocio, y esto sólo fue posible por tener una clara gestión de procesos.

Mediante la creación de procesos claros, fácilmente visibles y estandarizados, podemos crear los cimientos de la mejora continua, haciendo que cada nueva mejora en el proceso se convierta en la base para la siguiente.
© 2020 Juan Torrubiano